8 dic. 2007

"La historia de siempre jamás"

Las últimas palabras que Peligros Mingo, prostituta, ha podido dejar a su sobrina Leandra, de padres desconocidos, es un número de teléfono. Esto no le permite matricularse en Biología pero sí entrar a trabajar como doncella en la casa de Manuel Foz, el hombre más rico y poderoso de España que, desde el anonimato, gobierna el país. Foz reside en Madrid, acompañado por Briggs, correctísimo mayordomo británico, y con sus tres nietos, cuya madre abandonó para ir a vivir a EEUU y cuyo padre es un venezolano repudiado por la familia. Los nietísimos son Julio, pedante con aires de poeta e incondicional de las líneas eróticas; Regina, bulímica y adicta al sexo anal, y Alberto, ególatra coleccionista de sus propias cosas. El viejo sospecha de estas tres sanguijuelas cuando el médico le comunica que hay indicios de envenenamiento progresivo con arsénico...
La historia de siempre jamás es, en gran medida, un fresco de una época y de una clase social con gotas de novela negra y párrafos más propios de un relato de aventuras. El trabajo de Gabriela Bustelo se lee con pasión y, a poder ser, sin pausa. También es autora de las novelas Veo veo (Anagrama. 1996) y Planeta hembra (RBA, 2001).
Edita EL ANDÉN

No hay comentarios:

Publicar un comentario

* CDL admite comentarios anónimos siempre que NO incluyan insultos ni difamaciones.
* CDL admite comentarios anónimos sempre que NON inclúan insultos nin difamacións.