31 dic. 2006

"Los peces de la amargura"

Es difícil empezar a leer textos que, en principio, parecen modestos y de engañosa sencillez. Algo así ocurre con Los peces de la amargura, con la que a la postre resulta que es casi imposible no sentirse conmovido, sacudido e incluso indignado por las verdades humanas de las que están hechas las personas e incluso las cosas y las situaciones.
El texto aborda una materia extremadamente dolorosa para las víctimas de crímenes que han sido mal justificados con razones políticas. Fernando Aramburu, excepcional en este trabajo, logra contar el dolor con alegre sencillez.
El relato versa sobre un padre que se aferra a sus rutinas y aficiones para sobrellevar el trastorno de una hija hospitalizada e inválida... Y el matrimonio, fastidiado por el hostigamiento de los fanáticos, resiste... Y un joven que recuerda a su compañero de juegos que luego lo será para la comisión de atentados... Y una mujer que soporta los asedios y las amenazas para no huir de todo, incluso de sí misma…
A manera de crónicas impersonales y de testimonios en primera persona, a través de cartas y de hechos que los padres cuentan a sus hijos, Los peces de la amargura recoge fragmentos de un puñado de vidas en las que, sin dramatismos inútiles, asoma la emoción y, con ella, la denuncia y el homenaje.
Edita TUSQUETS

No hay comentarios:

Publicar un comentario

* CDL admite comentarios anónimos siempre que NO incluyan insultos ni difamaciones.
* CDL admite comentarios anónimos sempre que NON inclúan insultos nin difamacións.